Canal exclusivo de
Canal exclusivo de

¡Ahora que puede ser austero!

ECO TV 24 May 2018

DESFACHATEZ. En todos los escándalos, no importa lo evidente que sea la lesión al patrimonio ni la burla a los ciudadanos, siempre, siempre, los oficialistas salen defendiendo al involucrado y los opositores, que también siempre tienen igual o más rabo de paja, salen cuestionándolo. Bueno, el caso del viático de 100 mil dólares para Rusia no es la excepción. A los oficialistas: ¿si fuera Martinelli el que viajara, no estuvieran ustedes en histeria absoluta? Y… ¿ustedes me pueden explicar con qué moral los diputados opositores se atreven a preguntar siquiera por ese viático? ¿Con el chorro de gente que tienen nombrada en la Asamblea trabajando en sus campañas? Antes de cualquier cuestionamiento, cualquiera, que publiquen su lista 080, la 172 y todas las demás. Y sus asistencias y lista de proyectos presentados. Sinvergüenzas que son. Y que sepan que en esta campaña, por lo menos yo, no los soltaré.

SPEEDY HUMBERT. Sobre este viático, cabe un jalón de orejas para el contralor. ¿Cómo así que para unas cosas hay burocracia y para otras, como este viático, se demora nada? ¿Para estos menesteres sí se vuelve el más rápido y eficiente? ¿Cómo así? El trámite completo, completo, demoró dos horas y 16 minutos. Entró a la Contraloría a las 9 y 22 de la mañana, lo refrendaron a las 10 y 04 y a las 11 y 38 ya estaba afuera. Pero los resultados del áudito de la planilla 172, la de los servicios profesionales, que se ordenó en marzo del 2017, de esa todavía no sabemos nada. Un año y dos meses y nada. Todo, todo es politiquería. Contralor, honre el apellido…

TERQUEDAD. Y, también como siempre, sigue el presidente sin recular sobre las decisiones equivocadas que toma. ¿Para qué? Para que se nos acumule en la memoria que sabe que pocos tenemos. Como los millones de Odebrecht al panameñismo, como el hemocentro que sigue sin sancionar, como los $500 millones que dijo que había recuperado y no sabemos dónde están, entre otras. Sobre el viaje, como decía, no ha reculado y, sin la mínima duda me atrevo a decir que no lo hará. Porque él solo se vendió como distinto, pero no lo es. Porque se vendió como el austero, el que iba a ahorrar, el que iba a bajar las planillas, el que no iba a viajar de más, el que iba a gastar solo lo necesario. Pero a la hora de la hora, ahora que puede demostrar con hechos sus palabras, no lo hace. Ahora que puede irse con su esposa y no con una gran manzanillera detrás, y así dar el ejemplo, subir el estándar moral, mandar un mensaje claro a su partido y a los candidatos de que la plata hay que cuidarla y que hay prioridades, prefiere hacer lo de siempre. Ese, señores, tristemente ese es Juan Carlos Varela.

CINISMO. ¿Y qué tal Tamburrelli, o bueno, lo que queda del Giacomo original, aceptando que él tramitó la compra de la pinchadora, sin entender lo que estaba aceptando? Él lejos de lo que cualquier persona con dos dedos de frente esperaría, no… no lo hizo con el rabo entre las patas. Lo confesó alzadito. Diciendo que él va a pagar los platos sucios porque él SOLO gestionó la compra. Que por qué tiene que pagar. Y cada frase la terminaba con un “me explico?”. A ver si le explico. Que usted esté bravito es como si un tipo que lleva la plata sucia de un lado a otro se moleste porque a él sea el que agarren. ¿Me explico? ¿Qué tenía que hacer el Pan comprando una pinchadora? ¿Me explico? ¿Si usted sabía con quién trabajaba y por tanto sabía para qué se iba a usar esa máquina, para qué la tramitó? ¿Me explico? Pero más allá, ¿si usted sabe que aquí siempre son los más bobos los que pagan los platos rotos, para qué tramitó la bendita pinchadora? ¿Ya? ¿Ya me expliqué? Muy tarde para pataleos de ahogado.

EXPLICACIONES. Ayer salió Luis Barría, que no solo debe las explicaciones de sus planillas, sus ausencias, sus proyectos, la veda electoral, el Registro Público y la fiesta que hizo en su circuito el día de las madres sino ahora también la plata que le dio el gobierno al patronato que él preside, tratando de explicar el conflicto de intereses: o sea, lo inexplicable. Sigo sin entender no solo el conflicto de interés sino por qué tiene la Asamblea que estar metida en patronatos. Si alguien entiende, le agradezco me explique.

HISTORIA PATRIA. Hay un pocotón de gente pidiendo que boten del PRD o al menos sancionen al chiquillito insurrecto ese que escupió al policía y que, vimos ahora, se saltó en una patineta a un indigente que dormía en el piso. A todos los que piden eso, les recuerdo que Bobby Velásquez amenazó con romperle las piernas a José Luis Fábrega y no le pasó absolutamente nada. Ahí sigue. ¿Porque la fuerza del PRD está en su gente, se acuerdan?

DESATADOS. Oye, ¿oyeron a Camilo Alleyne decir que está evaluando ser candidato presidencial? Está bien que cualquiera puede correr, pero ¿quién los asesora? ¿En qué piensan? Al paso que vamos vamos a tener como 99 candidatos.

DESCARADA. ¿Vieron la entrevista que le sacó ayer Día a Día a Milagros Lay? O sea, ¿remordimiento? Eso no existe en su vocabulario. Dijo que ella no estafó a nadie, que se declaró culpable por su hermano y que no se merece la condena que le impusieron. O sea. Eso es una sinverguenzura y demuestra que lo volvería a hacer. Y esa es la reacción luego de ser premiada con un trabajo comunitario. Por eso es que no hay que premiar a la gente con estas medidas. Lo que le faltó explicar, a ella y a las autoridades, es dónde está la plata que se robó. Seguimos esperando.

EXITOSO. ¿Vieron a Francolini ayer diciendo que ser exitoso no es pecado y menos un crimen? ¿De quién se habrá robado esa cita? ¿De Marcelo Odebrecht?

SALUDITOS. Y nada, ayer solo le mandé un escueto saludito a Mireya Moscoso por la muerte de Luis Posada Carriles, ese personaje de los que ni muriéndose se vuelven buenos. Hoy quiero recordarles que fue Posada Carriles quien planeó un atentado contra Fidel Castro en Panamá. Luego entró ilegalmente a Estados Unidos y quedó preso en Texas. Y Venezuela exigía su extradición porque estaba acusado de terrorismo por el atentado planificado desde Caracas contra un avión cubano en 1973, que le causó la muerte a 76 personas. Aún así, nuestra flamante Mireya lo indultó. Linda ella, ¿no? Así que saluditos pa’ ella hoy también.

Y a Poulett Morales, que entró ayer a la audiencia de las mochilas apelando a la misericordia de Dios. Esta gente mete a Dios donde no tiene que estar por no haberlo metido cuando lo debieron meter.